Cartelera

Izquierda

Diciembre

Derecha


 

Lunes 16: Derechos Humanos: Desobediencia
Patricio Henríquez / Chile/2005/80’

19:30

Tres hombres, en distintos países del mundo y en distintos tiempos, decidieron ser soldados.  Por vocación, creían en el honor y en los valores morales de la carrera militar.  En medio de conflictos políticos, en el marco de una dictadura o una guerra, recibieron la orden de matar bajo el mandato de obediencia debida, y se rebelaron contra ello.

Igal Vega, sargento israelí, se negó seguir combatiendo en el conflicto de Medio Oriente y apuntar contra la vida de civiles y niños. Efraín Jaña, coronel chileno, desobedeció las órdenes del dictador Pinochet en 1973. Camilo Mejía, soldado estadounidense, desertó de la unidad a la que pertenecía, y prefirió ser juzgado en la corte marcial antes que seguir participando en la "guerra del petróleo" en Irak, como él mismo la calificó.



 

Lunes 16: Cine Derechos Humanos: Cortometrajes Chile
Varios realizadores

 17:00

·         De vida y muerte, testimonios de la operación Cóndor (Pedro Chaskel /Chile/42’)

 

Con entrevistas en Paraguay, Uruguay, Bolivia, Chile y Argentina, explora los orígenes de la llamada Operación Cóndor. A través de casos emblemáticos se comprende la complejidad de esta red de militares que se coordinaron para torturar, asesinar, hacer desaparecer disidentes y robar niños, en la segunda parte de los años setenta.

 

Cortometrajes Chilenos:

 

 

·         Gritos en silencio (Víctor Hugo Gutiérrez /Chile/2019/6’)

 

Refleja el sentir de la gente en relación a la situación que está viviendo en Chile. Este sentir se observa a través de estos distintos rayados y murales que se encuentran en distintas partes de la ciudad de Valdivia.

 

·         No estamos privaos (Daniela Quililongo /Chile/2019/4’)

 

Un movimiento social que brota en cada lugar de Chile, también despierta a los habitantes del archipiélago de Chiloé.

 

·         Yo disparo (Sebastián Velásquez/Chile/2019/13’)

 

El estallido social de Chile se ve intensamente graficado en la ciudad de Punta Arenas, ciudad al extremo sur del continente. Debido a esto sus habitantes se manifiestan y rompen las barreras del aislamiento y la desconexión en un momento histórico. En consecuencia, las cámaras se han vuelto el arma más preciada de denuncia y protección en el actual despertar ciudadano.